San Rafael, de de · temperatura:   C

Se trata de vivir

El poder de las palabras

En la última emisión del programa “Se trata de vivir” se habló del tema. La acompañante en bioneuroemoción, Miriam Scriboni, contó de qué se trata.

13-11-2017. Desde la Bioneuroemoción afirman que poder escuchar al otro tenemos aprender a escucharnos a nosotros. Para ello, debemos dejar de hablar con simbolismos y empezar a desarrollar una mente descriptiva. Es decir, una mente inocente y libre de juicios. Sin hablar del otro sino de uno mismo en relación a los otros. El primer paso para fomentar esta mente es dejar de poner por delante nuestras creencias, valores y herencias.

En el último programa de “Se trata de vivir”, se habló del tema y se invitó a observar y custodiar las palabras que decimos, por el poder que tiene nuestro pensamiento.

“La palabra comienza con un pensamiento expresado tiene poder de creación. El ser custodios de las palabras que decimos nos va ayudar a ser más conscientes de las cosas que decimos, de las formas, en qué tono, para dar un paso más en ese crecimiento interior que todos buscamos” explicó Miriam Scriboni, acompañante en bioneuroemoción

“Cuando nos comunicamos, lo hacemos con la emoción y el significado que tiene para nuestro interior.  Los invitamos a observar que esa palabra para nuestro interior y los invitamos a que esa palabra pase por el filtro de la verdad, la necesidad y bondad”.

“El filtro de la verdad para asegurarme de que aquello que voy a decir sea una verdad, si no tengo esa certeza es mejor no hablar para no caer en chismes y murmuraciones; el de la necesidad es ver si lo que digo aporta algo y no es un relleno verbal; y el de la bondad, decirlo de la mejor manera que salga de mí, si no contribuimos a que se genere el circulo vicioso de la violencia verbal” agregó.

En la emisión del programa también se hizo referencia al Ho oponopono, un arte hawaiano muy antiguo de resolución de problemas que fomenta la utilización de las palabras perdón, lo siento, te amo y gracias, aplicadas a cualquier situación y persona. “La intensión de Ho oponopono es disolver aquel tipo de huella dolorosa que haya quedado por lo que se dijo o no se dijo” agregó.